ZONA ESTE: PREOCUPA EL AUMENTO DE ROBOS DE BICICLETAS

Mendoza 04 de noviembre de 2020 Por Flor Consoli Caballero
En su mayoría, son hechos violentos.
bicicleta ciclovia

Durante esta pandemia de coronavirus hay muchas cosas que han cambiado.  Ahora intentamos evitar algunos hábitos que contaminan el ambiente y que también aumentan los riesgos de contagio. El uso de la bicicleta ha tomado protagonismo, no solo porque fue una de las primeras actividades permitidas hace ya varios meses, sino favoreciendo el desplazamiento sin contacto con otras personas, siendo una opción ecológica y sostenible; ya sea para movilizarse, como actividad recreativa o deportiva.

Esto no solo benefició al comercio que se dedica a la la venta de estos rodados, sino también a las bicicleterías donde las arreglan y, desafortunadamente, también a los delincuentes.

El mercado negro de bicicletas se ha fortalecido, ya que por ejemplo, una bicicleta que va desde los $50.000  en un negocio oficial, se puede conseguir a menos de la mitad comprando a malvivientes. Claro, que comprar bajo estas últimas circunstancias significa ser cómplices de la inseguridad y la violencia. No es más ni menos, que contribuir con la delincuencia que pone en riesgo la vida de otras personas, y que arrebata en minutos el esfuerzo de trabajadores.

Desde 2018, quienes se dedican al ciclismo, vienen manifestando el aumento de robos, reclamando mayor seguridad; y, sin dudas, es el delito que más ha crecido durante la pandemia.

La problemática afecta a todo el país, y la zona Este no está exenta. Al ritmo que se amplían las ciclovías, crecen vertiginosamente los robos tanto en la vía pública como en domicilios. Cualquier horario es elegido para quienes se dedican a la mala vida, incluso uno de los últimos hechos registrados en Rivadavia se perpetró a mano armada a  plena luz del día.

Entre los principales requerimientos a las autoridades, se destacan el pedido de mayor presencia policial, mayor iluminación en algunas zonas, y mayor control sobre el estado de las ciclovías y la limpieza de las mismas, como de los terrenos colindantes.

En cuanto al pedido de no comprar elementos de dudosa procedencia, es un pedido a todos los vecinos de la zona Este, como así también el hecho de denunciar cualquier dato que se tenga sobre el comercio ilegal de estos rodados.


 ALGUNOS DATOS:

  • Utilizar la bicicleta como medio de transporte es muy beneficioso. No solo proporciona el distanciamiento social para impedir el contagio, también cubre los requerimientos mínimos de actividad física diaria.  Cumplir estos requisitos en la actualidad es cada vez más complicado.  
  • También el uso de la bicicleta beneficia al ambiente. Con esta cuarentena nos hemos dado cuenta que hay que ser más conscientes con el cuidado del medio ambiente. Los automóviles producen gases tóxicos. Al disminuir su uso el impacto negativo hacia la naturaleza se reduce y respiramos un aire de mejor calidad, menos contaminado, lo cual ayuda a disminuir los problemas respiratorios.
  • Por otro lado, adquirir y mantener una bicicleta es mucho más sencillo y barato que un automóvil.  Los gastos como el combustible, estacionamiento y mantenimiento desaparecen o se disminuyen.
  • Debido a que ahora las bicicletas son tendencia durante esta pandemia, las ventas han aumentado notablemente en todo el mundo.  En algunos lugares han alcanzado hasta 5000%. 
  • Por el aumento del uso de las bicicletas, algunos lugares han tomado medidas para facilitar la movilización y promover este medio de transporte. En Mendoza por ejemplo Por iniciativa del intendente, Ulpiano Suarez, el Concejo Deliberante de la Ciudad estableció que las playas de estacionamiento dispongan también de lugares para las bicicletas, como parte de las medidas que promueven el uso de medios de movilidad no contaminantes. La normativa regirá a partir del 1 de enero de 2021.

Flor Consoli Caballero

Redactora y editora de Mega Noticias Mendoza.
Técnica Superior en Comunicación Social.