OPORTUNIDAD VS. DIGNIDAD

Mendoza 26 de enero de 2020 Por Mega
Artistas de la zona Este de Mendoza, que participan en las fiestas vendimiales departamentales, se comunicaron con Mega para manifestar su descontento con la paga que reciben por su trabajo.
VENDIMIA
Imagen ilustrativa

Un grupo de jóvenes que participan como bailarines y actores en las actividades vendimiales de nuestra provincia, expresaron a nuestro medio que es muy lamentable la situación en la que se han encontrado históricamente, ya que su trabajo no es reconocido como tal, principalmente en lo que concierne al pago que reciben por su labor. Nos ejemplificaban la situación de la siguiente manera: por participar en las vendimias departamentales cobran entre $3500 y $4000, según el caso. Si tenemos en cuenta que para cada celebración tienen aproximadamente un mes de ensayo, sacando cuentas a grandes rasgos, perciben un monto aproximado de $66 por hora. Cabe aclarar que en estas cuentas no hemos sumado los gastos que los artistas tienen de viaje en colectivo, o en parte de la indumentaria que a veces no es proporcionada por los municipios.

Más allá de cualquier injusticia, el problema mayor radica en que los escenarios de las vendimias son la oportunidad que los bailarines, actores y músicos locales esperan ansiosamente para poder mostrar lo que hacen, y para lo que se preparan durante todo el año; pero aducen que cuando reclaman por mejoras en las condiciones de contratación, la respuesta es: "o  aceptás lo que hay, o no trabajás con nosotros".

Hace unos días, se filtraron datos que indicaban que en departamentos del Gran Mendoza, los artistas perciben honorarios que alcanzan los $8 mil y $10 mil. Sin contar que el cachet de quienes participan en la vendimia Nacional alcanza los $32 mil. Además comentaron que los contratos se firman, a veces, hasta tres semanas después de empezar con los ensayos. Esto significa que por más de 20 días trabajan sin cobertura médica ni seguro. Es más, esta última semana una joven sufrió un fuerte golpe en su cabeza precisamente durante un ensayo, y debió ser trasladada al hospital en un auto particular. 

Quienes se comunicaron con nuestro medio manifestaron sentirse desmotivados y desvalorizados en los departamentos de la zona Este, donde hay millones para quienes vienen de afuera, pero condiciones deplorables para los hacedores culturales locales. Además aclararon que están planificando tomar medidas para defender la dignidad de su fuente laboral.